Estudian reducir el impacto del ruido del transporte marítimo en las especies marinas

El Laboratorio de Bioacústica Aplicada de la UPC

El Laboratorio de Bioacústica Aplicada (LAB), dirigido por el bioacústico marino Michel André, centra su actividad en el seguimiento de la bioacústica, la conservación de la biodiversidad y la evaluación de los efectos del sonido en los organismos marinos. El LAB tiene una amplia experiencia en la estandarización de la medición del sonido a través de su programa internacional LIDO (Listen to the Deep-Ocean Environment), donde los observatorios submarinos monitorean el ruido las 24 horas del día, los 7 días de la semana en todo el mundo, y transmiten datos acústicos procesados en tiempo real a Internet, así como al Grupo de expertos en ruido de la UE TG. El LAB ha sido pionero en la investigación sobre el impacto del sonido en los invertebrados y ha publicado varios artículos de referencia sobre el tema.

El Laboratorio de Aplicaciones Bioacústicas (LAB) de la UPC participa en el proyecto europeo SATURN, una iniciativa que reúne a socios de diez países para desarrollar soluciones innovadoras que permitan mitigar los efectos negativos del ruido submarino en el ecosistema y avanzar hacia un sector marítimo más limpio y silencioso.

23/02/2021

El ruido submarino, proveniente del transporte marítimo y otras actividades humanas, es un problema global complejo que requiere un enfoque interdisciplinar. En este contexto, SATURN  cuenta con la participación de profesionales de la ingeniería acústica, la biología marina, la ingeniería naval y sociedades de clasificación (organismos que promueven la seguridad de la navegación), que trabajarán conjuntamente con un grupo internacional para abordar los impactos negativos del ruido oceánico sobre las especies marinas.

El proyecto, financiado por el programa europeo Horizon 2020 con 8,9 millones de euros, está coordinado por el Centro de Investigación de Energía y Clima marino (MaREI) de la Universidad de Cork, en Irlanda, y cuenta con la participación de una veintena de instituciones de 10 países europeos, entre las que se incluye el LABde la Universitat Politècnica de Catalunya · BarcelonaTech (UPC).

Tal como explica el director del LAB, Michel André, "los ruidos residuales asociados a actividades humanas que tienen un impacto considerable en el equilibrio de los océanos se pueden limitar. SATURN contribuirá a encontrar soluciones exportables para crear un marco de operación más sostenible en el sector del transporte marítimo. En este contexto, la UPC se posiciona al frente de las iniciativas mundiales para la conservación de los hábitats marinos".

Gerry Sutton, coordinador del proyecto SATURN e investigador principal del centro de investigación MaREI, explica que “es un privilegio poder liderar un grupo tan talentoso y comprometido de científicos e ingenieros. Todos los miembros del consorcio se han implicado al máximo en la preparación de la propuesta, encontrando un marco de actuación común que ha permitido superar los límites tradicionales entre las distintas disciplinas englobadas en el marco del proyecto. Por todo esto, todos los miembros del consorcio SATURN están deseando trabajar conjuntamente en este interesante programa de trabajo de cuatro años”. 

Soluciones tecnológicas para preservar el medio marino
Ante la preocupación mundial sobre la salud de los océanos, el enfoque técnico de SATURN se centra en desarrollar soluciones de ingeniería para reducir y mitigar las emisiones de ruido con las frecuencias más perjudiciales para la fauna marina que el transporte marítimo irradia en el océano. Esta nueva perspectiva se considera un gran paso adelante en el sector del transporte marítimo europeo de cara a la protección del medio marino, ya que se evaluarán nuevas tecnologías y se impulsarán nuevas regulaciones para dar respuesta a las necesidades sociales y del propio ecosistema, y avanzar así en la protección de los océanos.

El consorcio trabajará con el fin de descubrir los mecanismos físicos que intervienen en la generación y emisión de ruido submarino; desarrollar métodos para determinar la firma acústica de buques de un modo económico, y evaluar el comportamiento de mamíferos marinos, peces e invertebrados ante ruidos de distintas intensidades y frecuencias. Así mismo, se investigarán casos prácticos reales para evaluar la eficacia de las soluciones técnicas y operacionales para reducir la contaminación acústica de los océanos, mediante regulaciones regionales inteligentes de gestión del ruido.

Además de MaREI y la UPC, en el proyecto participan otras 18 entidades, entre centros de investigación, agencias gubernamentales y empresas: las universidades de Aarhus (Dinamarca), Leiden (Países Bajos) y La Laguna (España); la agencia del gobierno del Reino Unido CEFAS, el Instituto de Investigación Marítima de los Países Bajos (MARIN), la Organización de los Países Bajos para la Investigación Científica Aplicada (TNO), el Instituto de Investigación de la Vida Silvestre Terrestre y Acuática (TIHO), el organismo público de investigación CNR, el Consorcio para el Diseño, Construccion, Equipamiento y Explotación de la Plataforma Oceánica de Canarias (PLOCAN), el Centro italiano de investigación de buques CETENA, la organización JASCO y las sociedades y empresas Bureau Veritas, DNV GL, Naval Group, Quiet Oceans, Técnicas y Servicios de Ingeniería S.L. (TSI), Wartsila y Sirehna.